«

»

may
12

Viaje a Dormuntd

6 comentarios

Sin pings

  1. Lagartijo escribió:

    Sin duda, el viaje a Dormuntd fue el comienzo de una nueva forma de contar chistes…. POR DUPLICADO!!!

  2. Pajko escribió:

    YO ME ACUERDO DEL JAMÓN QUE LLEVAMOS PAL CAMINO Y DEL QUE DIMOS BUENA CUENTA. GARAY LO LLEVABA POR LA CALLE Y OFRECIA EL HUESO A TODO EL MUNDO. CUANDO YA EN VITORIA, NADIE SE ACORDABA DEL SUSODICHO JAMÓN , YA QUE LO SUSTITUIMOS POR LA COPA DE SUB-CAMPEONES ( QUE SIEMPRE HA SIDO MÁS MEJOR QUE LA DE CAMPEONES…) SALIO UN BREVE RESEÑA EN LA HOJA PARROKIAL QUE DECIA ALGO ASÍN :
    DOS AFICIONADOS INGLESES RETENIDOS EN EL AEROPUERTO AL QUERER VOLAR CON UNA PATA DE JAMON.
    QUIEN IBA A SABER QUE CON LA PESTE PORCINA NO SE PODÍA METER EN INGLATERRA NINGUN PRODUCTO DERIVADO DEL CERDO….
    NO ERAN CONSCIENTES…..

  3. Lagartijo escribió:

    En el viaje a Dormuntd descubrimos que las boquillas de las trompetas a veces no van tan bien sujetas a la propia trompeta como parece.

    Y esto podría convertirse en un problema de física: «si un tren circula de Hendaya a Dormuntd sin parar a una velocidad constante, y en el trayecto, colocas una trompeta asomando por la ventana del tren bocaabajo….. cuánto tiempo pasa hasta que encuentras en dicha ciudad alemana una tienda de musica para comprar la boquilla sustituta?

  4. Lagartijo escribió:

    Otra anécdota muy interesante. Tras el gol de oro que nos metieron los del Liverpool, y a la salida del campo de futbol, nos fuimos cambiando con los ingleses de todo: bufandas, gorras, pines…. Nos metimos a un metro que nos llevaba a la estación de tren para volver a Vitoria, cuando vimos que el Pistolas también se había cambiado alguna prenda… pero él fue más original y a cambio consiguió UNA GORRA DE LA POLICIA ALEMANA!!!!

  5. Mitxa escribió:

    ¿Cómo olvidar de Dortmund… el inicio de las Viñaspradas Boomerang…?
    Aunque, en esta ocasión, no funcionó mucho…
    Nos bajamos del «chen» en Hendaya y tod@s nos dispusimos a recoger las maleticas y los instrumentos propios… menos el Banano que se preocupó de revisar que no quedara nada en su vagón… lo malo era que su trompeta NO ESTABA EN ESE VAGÓN… asín que, ¡qué mala suerte! la trompetica se quedó allí.
    Por aquel entonces, Pajko tenía fijada su residencia en Donosti, así que, una llamada bien entrada la noche nos advertía a la que sucribe y al propio Pajko del olvido de la trompeta… Por cercanía y porque somos más majos que el copón, al día siguiente nos acercamos a la estación de Hendaya…
    «Oh la la…¿silvuplé… una trompeté… olvidé en el vagoné?» El de la «gare» nos vino a decir que… el tren proveniente de Dortmund había sido despiezado en vagones que estaban repartidos por l´Europe… así que era bastante compleja la búsqueda de la trompeta… Enfin… más se perdió en Cuba…
    La cosa es que a los pocos meses, se celebró un encuentro de motoristas en Vitoria y, estaba yo en el Batán, cuando un motero que se estaba tomando una cervecica en la terraza me dice con acento galo… «tú eres la chica de la fanfarre que preguntaba por la trompeta…»
    ¡Quépequeñoeselmundo.com»

  6. Mitxa escribió:

    Importante también resaltar el viajecito que dimos a nuestros apañeros de «chen»… que si… paseíllo de ida por los vagones, que si, paseíllo de vuelta…
    Ejke… 20 horas de tren dan para mucho…
    Kinitiko pakí, kinitiko pallá… y, el parchis-kinitero de dortmund que se curró Pajko y que hoy en día podremos seguir disfrutando en el Biotxoko… ¿Quién le iba a decir a él cuando lo dibujaba todo afanoso en su chocita de «El Antiguo» en Donosti, que… la friolera de 10 años después, íbamos a poder echar otra partidica nada menos que en nuestra propia sociedad? Snif…

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.

Puedes utilizar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>